¡Déjate de gaitas! Cómo se juega a Schotten Totten

Compartir

Share on email
Share on facebook
Share on twitter
Share on telegram
Share on whatsapp

Las nieves invernales se retiran y dan paso a la cálida y agradable brisa de a primavera. Los pajaritos cantan en sus nidos, el sol brilla en el firmamento y… uy, parece que hay algo de barro bajo las piedras que limitan tu terreno y el de tu vecino. Seguro que nadie se enteraría si una de esas piedras se desplaza ligeramente hacia sus tierras…

¡De pronto, una flecha silba en el aire y pasa ronzándote la oreja! Parece que tu vecino ha tenido la misma idea que tú.

Schotten Totten es un divertido juego de cartas para 2 jugadores creado por el famoso autor Reiner Knizia. Es un título de partidas muy rápidas y reglas sencillas que hará las delicias de los amantes de los juegos en pareja. En estas líneas te vamos a enseñar cómo se juega a Schotten Totten. Puedes combinar su lectura con el visionado del vídeo que incluimos más abajo, pero recuerda darle también un revisado al reglamento.

Fotografía de una partida ya avanzada, con tres cartas jugadas a cada lado de la frontera de piedras.

Schotten Totten recrea el fragor de una batalla en la que se enfrentan dos clanes escoceses por el control de la frontera que separa sus tierras. Cada jugador se sitúa a un lado de esa frontera, representada sobre la mesa con 9 losetas de piedra que colocan en hilera. Se reparten 6 cartas a cada participante… ¡y a jugar!

El elemento central del juego son las cartas de clan. Hay 54 y se dividen en 6 palos numerados del 1 al 9. Podrás diferenciarlos de un vistazo por su color. Durante la partida os iréis turnando para jugar una carta y robar una carta del mazo. Para ganar, tendrás que ser el primero en controlar tres piedras adyacentes o cinco piedras cualesquiera de la frontera.

Las cartas de clan y el turno

Las cartas de clan representan a los miembros de tu clan escocés. Cada carta viene en 6 colores distintos y tiene una fuerza entre 1 y 9 (donde el 1 es el valor más débil y el 9 el más fuerte).

Elegid cuál de los dos contendientes empezará a jugar; será el jugador inicial. Por turnos y empezando por él, elige una carta de tu mano y colócala bocarriba junto a una piedra, a tu lado de la frontera. Esa carta es inamovible. Luego, roba una carta del mazo de cartas de clan y pasa el turno a tu oponente. Si ya no quedan cartas en el mazo, continuad jugando sin robar cartas, solo con las que tengáis en mano.

Hay varias claves a tener en cuenta:

  • Ninguna piedra puede tener más de tres cartas a cada lado.
  • Cuando juegues una carta junto a una piedra que ya tenga una carta, solapa la nueva carta sobre la anterior para que se vean ambos números.

Cómo se conquista una piedra

Después de jugar una carta junto a una piedra, pero antes de robar, puedes conquistar una o varias piedras.

Pero ojo: solo puedes conquistar una piedra cuando ambos jugadores hayan colocado tres cartas a cada lado de esa misma piedra. Con una excepción: puedes conquistar una piedra, aunque tu oponente no haya colocado tres cartas, si puedes demostrar que es imposible que supere tu combinación de cartas (esto se entienden perfectamente una vez empieces a jugar).

Para conquistar una piedra debes tener una combinación más poderosa que tu oponente, tal y como se describe en la carta de referencia:

De mayor a menor, estas son las posibles combinaciones:

  • Escalera de color: Tres cartas consecutivas en fuerza y del mismo color.
  • Trío: Tres cartas de la misma fuerza.
  • Color: Tres cartas del mismo color.
  • Escalera normal: Tres cartas consecutivas en fuerza, pero de cualquier color.
  • Suma: Tres cartas cualquiera.

Recuerda que el orden en el que juegues las cartas no importa a la hora de formar una escalera.

En caso de empate, gana la combinación con el valor total de fuerza más alto. Si el empate persiste, gana el primer jugador en haber colocado su tercera carta.

Cuando conquistes una piedra, colócala detrás de tu combinación de cartas, en tu lado de la frontera.

Variante de cartas de táctica

Esta nueva edición de Schotten Totten incluye diez cartas de táctica que conforman una miniexpansión que aporta mayor rejugabilidad y profundidad al juego.

Para añadirla a tus partidas, baraja las diez cartas de táctica y forma un nuevo mazo con ellas. Al principio de la partida, cada jugador roba siete cartas de clan.

En tu turno, puedes jugar una carta de clan o una carta de táctica. Al robar al final de tu turno, eliges si robas una carta de clan o de táctica. Puedes tener en mano tantas cartas de táctica como quieras, siempre que no superes el máximo de siete cartas en mano. Pero como máximo, solo puedes tener una carta táctica más que tu oponente en juego.

Las cartas de táctica incluyen distintos y poderosos efectos que te permitirán dar un giro a tu estrategia de juego para superar a tu oponente.

Recuerda… ¡Schotten Totten y déjate de gaitas!

Archivada en

Comenta la noticia

Únete a la comunidad TCG Factory para participar

Suscríbete a este hilo
Notificar
1 Comentario
Ver los más antiguos
Ver los últimos Ver los más valorados
Inline Feedbacks
Ver todos los comentarios

[…] Si aún no tienes claro si encajará en tu ludoteca, pincha aquí para acceder al artículo en el que te explicamos cómo se juega a Schotten Totten. […]

you-are-in@2x

¿Te gustaría acceder a contenido exclusivo?